Home » Lugares que ver en... » España » La selva de Irati en Pamplona

La selva de Irati en Pamplona

Si te gustan las sendas de senderismo  puedes disfrutar al máximo de la selva de Irati en Pamplona, en donde tienes dos accesos para explorar, siendo uno de ellos el de Ochagavía y otro el de Orbaitzeta.

Selva de IratiFoto: inaxiotejerina

¿Cómo llegar a la Selva de Irati?

Llega de forma automática desde Pamplona, viajando tan sólo una hora en automóvil. Desde la ciudad puedes tomar la “N-135” hacia Zubiri y después la “Na 140” hacia Arive y de este modo llegar a Orbaitzeta. Es un recorrido recomendado, ¡ya verás como no te costará seguirlo! ya que si sigues las señales llegarás ileso/a.

Para ir a Ochagavía, tienes que dirigirte hasta Lumbier, tomar la “Na 178” y luego la “Na 140”. Si vas hacia la “NA 2012” pasando el puerto de Tapla estarás en la Selva de Irati. Puedes hacer un día un recorrido y otro día otro, para así repartir y no olvidarte de todas las grandezas biológicas que te ofrece la selva.

¿Qué ver en la Selva de Irati?

La Selva de Irati es una maravilla natural en la que puedes admirar uno de los hayedos más grandes y espléndidos de toda Europa. El Pirineo oriental de Navarra abraza a asombrosas montañas y valles tales como el Salazar o el Aezkoa, dignos de ver.

Guarda tiempo para acercarte hasta las reservas naturales de Mendilatz y Tristuibartea, ya que están para brindarte lo mejor de una fauna y flora autóctona que descansa y se desarrolla a la vera del embalse de Irabia. La zona es muy rica para la observación de aves, encontrando diferentes especies tales como los pinzones, los dorsiblancos o los petirrojos, existiendo otras especies animales entre las que destacan los jabalís, los corzos y las truchas de río.

La primera reserva (Mendilatz) tiene una altura aproximada de 1100 metros, la de Tristuibartea sobrepasa algo más de los 900. Lizardoia, mientras tanto, supera los 1000 metros.

Río en la Selva de IratiFoto:begizuria

¿Qué tiene de especial?

Su valor biológico, ya que por ejemplo se puede ir a admirar el celo de los corzos, siendo una de las experiencias más llamativas para los biólogos y los amantes de la naturaleza. Algunas partes de los bosques se conservan en estado virgen, mostrando gamas de tonalidades que varían según la estación y el paisaje.

Sus diferentes niveles de senderismo hacen que puedas elegir el que mejor te convenga según tu costumbre y forma física y según vayas en bicicleta, con esquís en invierno o a pie.

¿Dónde alojarse en la Selva de Irati?

La mayoría de alojamientos que puedes encontrar son de carácter rural, siendo un buen destino para relajarte, degustar comida típica y practicar actividades deportivas. Las casas rurales mejor valoradas durante estos últimos meses son “Casa Gaiarre” con un precio aproximado de 28 euros por persona, cada noche. La “Casa Pierra” con un precio orientativo de 21 euros por persona o la “Casa Pistolo I y II” con un coste de 35 euros. En Ochagavía la casa rural mejor votada ha sido “Aitonarena-Irati” con un precio que cuesta alrededor de los 27 euros por persona. ¡Una forma de disfrutar del rural de forma económica con vistas de 10!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*